Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Repensar Educativo | May 26, 2017

Scroll to top

Top

No Comments

“Mientras mejor manejo de emociones uno tenga, se va a utilizar las tecnologías de una manera mucho más útil e interesante” - Repensar Educativo

“Mientras mejor manejo de emociones uno tenga, se va a utilizar las tecnologías de una manera mucho más útil e interesante”
Martin Alvarez Lopez
¡Comparte y difunde!

 

Hoy entrevistamos a Rosa María Cifuentes, investigadora en manejo de emociones, comunicadora, docente, escritora, coaching empresarial y ontológico, especialista en Mian Xiang (lectura de rostro), morfopsicología, entre otras actividades. Tiene un blog en el portal Perú.com; también es panelista en diferentes programas de televisión, así como de radio, en donde aborda temas de manejo de emociones y de dependencia, y ahora nos contará sobre cómo se puede abordar y sacar mucho provecho de las Tics en la escuela, por medio de un buen manejo de emociones.

 

Conocemos tu trabajo como investigadora, profesora  y formadora de personas en manejo de emociones y comunicación no verbal en estos últimos años. Tus publicaciones confirman un interés por cómo piensa y actúa el ser humano al momento de realizar una acción sea por dependencia o apego hacia un estímulo. Pregunta, quisiéramos saber, ¿las tecnologías de la información y comunicación (TIC) representan, en sí, un beneficio o un desliz en todos aquellos que buscan aprender en la actualidad?

El desarrollo de las nuevas tecnologías es una gran ventaja para todas las personas que estamos dedicadas al mundo de la investigación; sin embargo, si uno no maneja correctamente las ‘emociones’ va a tener problemas y va a caer en malos hábitos de vida, o lo que se conoce como un ocio inútil que afecta mucho a nivel psicológico, incluso químico. Me explico, en mi caso al ser catedrática y escritora, la cultura de ocio útil se utiliza para aprender, pues puedo bajar tutoriales, ver conferencias; puedo utilizar herramientas interactivas para la cátedra. Se puede acceder a información de manera veloz, que antes no se te permitía, y esto es valioso si se aplica de buena forma. Ahora, está el otro lado de la pantalla. Tengo estudiantes que no pueden leer un libro en físico con tranquilidad, ni tampoco pueden leer con detenimiento en el espacio virtual, porque tienen apegos a ver vídeos en Youtube, pero básicamente de entretenimiento, que no es cultural; o se pasan horas conversando por Whatsapp; o en el PlayStation y les cuesta concentrarse. ¿Y aquí cuál sería el peligro? Y solo uno de tantos: problemas en la grafía, en la parte de la escritura. Entonces, debe existir una prudencia y algo muy importante: mientras más inteligente y mejor manejo de emociones uno tenga, se va a utilizar las TICs de una manera mucho más útil e interesante.

 

Definitivamente existe una apertura de los estudiantes a querer aprender hoy en día de una forma totalmente distinta y sobre todo con instrumentos que sean más cercanos y próximos a ellos, como una computadora, un celular, una tablet o videojuego. ¿Es congruente esta forma de aprender en la escuela de hoy?  

En el plano de la escuela, en la actualidad, considero que el uso de las tecnologías bien dosificadas por el tutor, y sobre todo con una participación constante de los padres de familia, es muy útil; ya hubiésemos querido todas aquellas personas que somos investigadores y escritores, en la época que estábamos en el colegio, haber tenido estas ventajas. El problema radica en que no existen parámetros, no hay control. No se está enseñando en casa a utilizar las tecnologías de una forma ‘inteligente’. Por ejemplo, si en los colegios, en el horario donde se dispone el uso de la tecnología, la famosa clase de computación, se utilizara esto de forma útil para aprender y se combina con la lectura, con la escritura, y la comunicación interpersonal, tendríamos estudiantes brillantes que le pueden ofrecer mucho al país.

 

La investigadora Rosa María Cifuentes en entrevista para Repensar Educativo

La investigadora Rosa María Cifuentes en entrevista para Repensar Educativo.

 

Existe una tendencia e incluso especializaciones de posgrado hacia el uso de videojuegos aplicados para una enseñanza en las escuelas y universidades. ¿Es coherente el enseñar a través de videojuegos y no generar, como afirman, dependencia?

En el caso del videojuego tengo una postura bien firme y algo radical. He tenido pacientes de coaching emocional, entre niños y adolescentes, que presentan severos problemas de concentración y les cuesta muchísimo hacer la tarea, y ‘procastinan’ todo precisamente porque tienen un apego al videojuego. Es más, y es necesario mencionar esto, el videojuego hace que el cerebro trabaje de una forma más elevada, generando ansiedad y al existir ansiedad los pensamientos son menos juiciosos y la persona tiene menos capacidad de mirar sus emociones. Ahora, existen videojuegos que tienen pocas aplicaciones, que son justamente los que enseñan a leer y a escribir a niños más pequeños, y ahí me quedaría. Estoy totalmente en contra de aquellos videojuegos donde podemos observar el reto o la violencia, porque toda persona que utiliza esto y no está decidida a dejarlo, o a jugar una vez a la semana y en su momento a decirle ‘no’, va afectando su personalidad y su psiquis de manera irremediable.

 

Entonces, ¿debería existir una clasificación en los videojuegos?

Debería haber una clasificación y algo muy importante: es necesario explorar la conducta del niño. Si a tu hijo le das un videojuego y ves que su personalidad se engancha, se debe cortar y reemplazarlo por otro tipo de actividad. El problema radica en que uno deja de utilizar otros talentos como la escritura y que tiene que ver con la comprensión, algo muy importante dentro del cerebro, y esto no puede ser reemplazado por actividades netamente lúdicas.

 

Rosa María Cifuentes nos dice: 'Al igual que el consumo de drogas, existen algunos cerebros que tienen una habilidad, una proclividad a engancharse: puede ser al videojuego, puede ser al chat, al Facebook, o cualquier tipo de herramienta virtual'.

Rosa María Cifuentes nos dice: ‘Al igual que el consumo de drogas, existen algunos cerebros que tienen una habilidad, una proclividad a engancharse: puede ser al videojuego, puede ser al chat, al Facebook, o cualquier tipo de herramienta virtual’.

¿Qué relación existe entre el manejo de emociones ante un estímulo y la dependencia a las TICs?

Bueno mucho, porque, al igual que el consumo de drogas, existen algunos cerebros que tienen una habilidad, una proclividad a engancharse: puede ser al videojuego, puede ser al chat, al Facebook, o cualquier tipo de herramienta virtual. Ahora una parte muy importante y que tiene que ver con esto es la cultura que se le ha difundido al niño en casa, es decir cómo el padre o la madre lo educan; qué tipo de hábitos le difunden; cómo lo ayudan a manejar sus horarios. El error está en que los padres les brindan mucha libertad a sus hijos para que estén cinco a seis horas en la computadora, sin brindarles otras salidas de aprendizaje que no necesariamente sean virtuales. Por ejemplo, ¿cuántos padres le enseñan a su hijo a investigar, a profundizar en temas? Un padre tiene que saber usar las tecnologías en la actualidad, tiene que coordinar con sus hijos, porque el mundo va avanzando y no puede vivir sesgado a todo esto. Si se le enseña a un niño, a través de la razón a utilizar estas herramientas, fabuloso, pero qué destreza emocional desarrollará un infante de cuatro años que está con una Tablet para tomar fotos. El uso debe ser pensado, no es producto de lo irracional.

¿Consideras que es necesario que en el colegio se enseñen cursos de manejo de emociones ligados a las tecnologías? 

Claro. Esto debe enseñarse en colegios, pero no solo a los hijos, pues los primeros que deben adquirir estos temas, y ubicarlos emocionalmente, deben ser los padres. Las escuelas de padres no solo deben ver temas para comprar uniformes o viajes, deben contratar especialistas en inteligencia emocional, en coaching, en psicoterapia que aborde las tecnologías, y en todas aquellas áreas que ayude a manejar correctamente sus emociones y la de sus hijos.

 

Sabemos que en el Instituto San Ignacio de Loyola (ISIL), en su momento, enseñaste el curso de Inteligencia Emocional. Pues bien, si tuvieras que enseñar un curso similar en el colegio, en el cual el control de emociones implique un correcto uso de las tecnologías, ¿con qué tema empezarías?         

Empezaría el curso hablando acerca de los talentos y capacidades que posee el ser humano. Todos tenemos talentos particulares y hasta que no los descubramos no sabemos exactamente qué hacer. Ahora uno, incluso como estudiante de colegio, no puede vivir como un robot, como los demás, siguiendo al pie de la letra lo que está en la pizarra, es necesario que explore los talentos que posee para poder ser auténtico. Y aquí las Tics pueden ingresar, ya que si se les explica a los estudiantes que ellos tienen un tiempo de vida y que estas herramientas los llevan a cumplir metas particulares, sería como educar a una persona nuevamente. Es hacerlos entrar en razón. Partiendo de todo esto el estudiante va a saber qué meta tiene como hombre de vida, a dónde tiene que llegar, para dónde va y hacia dónde quiere llevar su nivel intelectual.

 

Aparte de ser investigadora en temas de dependencia emocional, sabemos que también tienes una especialidad en lectura de rostro. Pregunta, ¿cómo es el rostro de una persona que aplica la tecnología para su vida y para el aprendizaje? 

Mira, lo que puedes ver realmente en rostro, sobre todo en niños y en adolescentes, es que tienen una ansiedad y proclividad muy grande a los videojuegos y a las adicciones virtuales y te vas a dar cuenta porque son desatentos y no se concentran. Y en lectura de rostro, puedes encontrar esto con mayor atención cuando un ojo está más separado del otro; o con las cejas, y aquí ocurre algo muy curioso: las cejas de estos chicos, que están muy pegadas al videojuego o a lo virtual, tienen una vellosidad altamente desordenada y que te indica el nivel de ansiedad. Ahora, las personas que utilizan correctamente las tecnologías, y que tienen una vida más equilibrada, el rostro es más limpio. Un rasgo peligroso, y que he visto en varios niños que están pegados al videojuego, es cuando no tienen nada de ceja. ¿Esto qué nos indica? Que es una persona nerviosa, ansiosa y que su nivel intelectual no está muy desarrollado, a diferencia del manual.  O cuando el rostro está contraído, es decir cuando el rostro es huesudo y la piel está totalmente pegada al hueso, lo que en lectura de rostro se conoce como un rostro contraído o hipertónico, y además con un mentón pequeño, me indica que ese chico tiene problemas con la voluntad, para tomar decisiones y de alimentación.

 

¿Qué recomendaciones les darías a padres y a maestros que no saben cómo actuar ante situaciones de un ‘posible’ descontrol de los estudiantes al momento de usar las tecnologías?   

Considero que los profesores van a tener problemas si no están capacitados en salud emocional. Lo que les queda es que si el colegio no cubre con estas capacitaciones, buscar y comprar bibliografía e información al respecto y tratar de tener un conjunto de médicos y especialistas al alcance para poder ayudar a sus estudiantes. Además, es necesario mencionar que el profesor de hoy no solo tiene que dictar y pararse frente a sus estudiantes, sino que tiene que ser una persona que debe manejar una serie de disciplinas, entre estas el uso correcto de las tecnologías, pues está guiando vidas y si no lo hace se está alejando seriamente del compromiso de educar y formar a un individuo que tiene emociones. Y en el caso de los padres, llevar cursos de inteligencia emocional y leer mucho sobre el tema. Tomar charlas, no dejarlo todo al colegio. Interesarse, investigar por su cuenta, bajarse tutoriales, comprar libros. En la actualidad, un padre que no se prepara emocionalmente los hijos se le van a ir de la mano y esto es sumamente peligroso.

Si quieren conocer el trabajo y talleres de inteligencia emocional y de manejo de emociones que brinda Rosa María, pueden visitar su blog: Zéfiro en el cielo

Pd. Rosa María pronto brindará una conferencia de coach emocional en el centro de Convenciones María Angola el 22 de noviembre en Lima – Perú, con el tema: “Amores de estos tiempos”. Las entradas están a la venta en Ripley y Punto Ticket. Para más detalles del evento, ingresen AQUÍ.

 

Submit a Comment

Please type the characters of this captcha image in the input box

Por favor escriba los carácteres de la imagen para poder publicar su comentario.